A+ R A-
22 Junio 2018
Viernes, 22 de Junio de 2018 | San Juan | Argentina

 

efecto dólar

Medicina prepaga: prevén nuevos aumentos por encarecimiento de insumos

Una vez concretado el retoque del mes próximo, las empresas del sector habrán avanzado con una suba del 17% en el año. Pero argumentan que enfrentan alzas de costos superiores al 40%. En este contexto, directivos alertan que cerrarán el 2017 con el peor resultado financiero de los últimos 15 años.

Martes, 18 Julio 2017 12:29


Los aumentos que están aplicando no alcanzan para cubrir las subas de costos.

Eso es lo que vienen alertando las principales compañías de la medicina privada, a pesar de que acaban de recibir luz verde con un incremento del 6% y que ya fueron habilitadas para aplicar otro ajuste del 5% a partir del mes de agosto.

Una vez concretado el retoque del mes próximo, las empresas habrán avanzado con una suba del 17% en el año.

Los directivos de las prepagas, sin embargo, aseguran que esta tasa de variación es insuficiente. Básicamente porque -según argumentan ente la consulta de iProfesional- tienen que lidiar con un alza de costos del orden del 40% en el mismo lapso.

Gran parte de esta carga es consecuencia de la última disparada del dólar, que pegó de lleno en la rentabilidad de las empresas de este sector, dado que muchos insumos, productos farmacológicos y hasta el equipamiento de alta complejidad cotizan en esa moneda.

Los sistemas de diagnóstico por imágenes o las drogas utilizadas en los tratamientos contra el cáncer, por citar algunos casos, son cubiertos en su totalidad por compañías que en poco más de dos años vieron cómo la divisa estadounidense prácticamente duplicó su valor.

A este aspecto hay que sumarle la dinámica inflacionaria propia de la economía. Por caso, los directivos alertan que sufrirán un nuevo incremento de costos, como consecuencia de las subas salariales pautadas para el personal de sanatorios.

Este cuadro de situación genera un escenario pesimista para aquellas firmas dedicadas a la salud privada.

Un alto directivo de OSDE anticipó a este medio que, de mantenerse el escenario actual de demanda de servicios planchada e inflación generalizada, la firma cerrará el año con su peor rendimiento en 15 años.

En Swiss Medical, otra “peso pesada” del segmento, la perspectiva se similar y dan por descontado que, con miras a apuntalar la actual situación financiera de las prepagas, el Gobierno dará curso a un nuevo ajuste antes de que concluya el año.

“Antes de fin de año tendrán que habilitar otro aumento de al menos un 10% porque muchas compañías del sector están entrando en problemas para hacer frente a sus respectivas cadenas de pagos”, comentó a iProfesional Claudio Belocopitt, titular de Swiss Medical.

Según el directivo, todas las empresas del sector se encuentran “insertas en un sistema que comenzó a crujir por todos lados”.

Belocopitt sostuvo que plantear otra suba antes de concluya 2017 permitirá, al menos, "empatarle a los costos” aunque, aclaró, “el panorama puede oscurecerse más si es que el dólar vuelve a subir".

Esta última variable, sostienen los responsables de las prepagas, es la que más dramatismo le viene agregando a una actividad que no termina de hacer pie en un contexto de inflación.

“El sistema de salud pasó de operar con un tipo de cambio por debajo de los $9 hace algo más de dos años a un nivel actual de $17. Todo eso complicó la estructura de costos de las empresas de este sector, que dependen de insumos y aparatos importados en su enorme mayoría. Sólo en 2016, el costo global se nos elevó 55%”, aseguró Belocopitt.

Otro aspecto que juega en contra del estado financiero de las compañías está vinculado con la ampliación de las coberturas que establecieron las últimas regulaciones aplicadas a ese nicho, según advirtieron los directivos.

A este cuadro se sumarán pronto las paritarias del personal de sanatorios, que también impactarán en la caja de las compañías.

Néstor Gallardo, titular de la Asociación de Entidades de Medicina Privada (ADEMP), explicó a iProfesional que a partir de agosto se deberá hacer frente a un incremento salarial del 13%, lo que terminará absorbiendo buena parte de las subas que las firmas aplicaron a sus afiliados.
“Es un problema que también complica la operatoria y la situación financiera. De no cambiar este escenario, con prepagas que cargan con las complicaciones de costos, veremos cambios en los actores. Lo más probable es que en algún momento vuelvan las fusiones entre las empresas”, vaticinó.

Coberturas ampliadas
En Swiss Medical alegan que el sector nunca pudo implementar ajustes que les permitieran “empatar” los incrementos de costos derivados de las prácticas que en los últimos años pasaron a integrar los planes de salud privados.

“Las empresas tuvieron que enfrentar solas la incorporación de procedimientos como la fertilización asistida, el bypass gástrico y la cobertura de la comida en los casos de celiaquía. Todo eso se adicionó sin que hubiera cambios acordes en el valor de los planes”, expuso el ejecutivo.

Según Belocopitt, el encarecimiento de los insumos complica a todas las compañías del rubro.

A diferencia de lo que ocurre en otras ramas de actividad, cada nuevo desarrollo que se incorpora al sistema mundial de la salud, trae aparejado un aumento en los niveles de gastos de las empresas, de acuerdo con el directivo.

“La farmacología que se incluye cada año tiene costos exorbitantes que las prepagas suelen cubrir hasta en un 100% de su valor. En el caso de las drogas para los tratamientos contra el cáncer, todo lo último que se incorpora, también corre por cuenta de las empresas de forma íntegra. Lo mismo aplica para la nueva tecnología en odontología o en las alternativas para el tratamiento de las adicciones”, dijo.

Víctor Cipolla, representante de OSDE, comentó a iProfesional que, más allá de los incrementos que puedan tener lugar de aquí a fin de año, la situación del sector cerrará con los peores números en mucho tiempo.

“Con el contexto de economía en lenta recuperación y gastos que se dispararon, sumado a una suba del dólar que nos complica con los insumos que llegan desde el exterior, cerraremos con el peor rendimiento financiero de los últimos 15 años. De crecer, a lo sumo, lo haremos en el orden del 0,3 o 0,4%”, anticipó.

La suba que el Gobierno ya autorizó para el mes de agosto sólo permitirá “cubrir algunos costos y sostener la estructura actual”, detalló Cipolla.

El ejecutivo consideró que la distorsión de precios relativos ocurridos desde la última etapa del kirchnerismo a esta parte generó un escenario inviable para las prepagas.

“A nivel interno, enfrentamos aumentos en todos los niveles: desde las paritarias hasta los gastos en lavandería. A esto se sumó la evolución del dólar, que elevó el precio de los medicamentos y del equipamiento, en términos de pesos", precisó.

La imposibilidad de trasladar todos esos incrementos a los planes, reconoció Cipolla, viene haciendo de 2017 otro año complicado de manejar para los empresarios de la salud privada.

“Por ahora no tenemos inconvenientes con la cantidad de afiliados, pero es real que el ritmo de contratación de nuevos planes es mucho más lento. El año pasado crecimos a un nivel bajísimo, apenas un 1,5%. Contamos con más de 2,2 millones de socios y esperamos que el contexto no provoque un achicamiento de esa cifra”, expresó.

El valor de contar con una prepaga
Más allá de la posición empresarial que considera insuficientes los últimos aumentos, lo concreto es que la suba que comenzó a regir a partir de este mes llevó a que la cobertura más barata no baje de los $1.100.

De acuerdo con los registros de ElegíMejor, una plataforma online que permite comparar entre distintas prepagas, la propuesta más económica corre por cuenta de Hominis que, a través de su plan H3.0, ofrece asistencia por $1.096 para empleados en relación de dependencia.

Por encima de los 1.300 pesos se ubican las alternativas “básicas” de Omint y Accord. En tanto que la cobertura más económica de Medicus para personal en relación de dependencia se ubica en el orden de los $1.578.
En el caso de Sancor Salud, ofrece el plan 1000 CC a unos $1.698 mensuales.

En el otro extremo se ubica la cobertura 510 de OSDE, que se eleva hasta los $19.524 para independientes mientras que, en el caso de los que están bajo relación de dependencia, desciende a los $17.669.

La “versión” más barata de la prepaga arranca en los $4.590, como es el caso de OSDE 210.

Por el lado de Swiss Medical, la firma ofrece para independientes una alternativa inicial de $2.547 pero que, en su versión más completa, ya trepa a los $11.661.

En el caso de Galeno, la alternativa más económica para los particulares cotiza a $4.330 –plan 220–, mientras que la cobertura más amplia se ubica en los $10.469.

En los últimos días, desde el Gobierno salieron a relativizar el tenor de los incrementos pautados.

Luis Scervino, superintendente de Servicios de Salud, declaró que todas las prepagas "están con una problemática porque se han disparado los costos, por lo tanto, los márgenes de utilidad se fueron reduciendo".

"Los aumentos de la medicina prepaga están acompasados por la inflación. A veces la han superado pero porque en la Argentina y en el resto del mundo, el aumento del gasto médico está entre un 25% y 30% por encima" del índice general de precios, señaló.

Fuente: Iprofesional

Diario El Zonda

Javier_lampa@hotmail.com

Telef: 154053288

Email Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Canal 35 EN VIVO

unsj

IAPSER Banner 250 x 300px

autocar

 

osse

Nuestros Productos  logos
Diario el zonda! móvil
Diarielzonda! también se puede ver desde tu móvil y es compatible con cualquier Smartphone,Android o IPhone etc...¡Pruébalo!
A. España 1409 sur , Capital , San Juan, Argentina - 264 4201313
 
0
Shares